3 cosas que no sabías sobre los extintores… ¿o sí?

Extintores de polvo, de CO2, portátiles, móviles… Seguro que a estas alturas ya estás más que familiarizado con estos términos pero, ¿y si te dijéramos que los extintores han vivido tantísimo tiempo que llevan a sus espaldas fantásticas curiosidades? Aquí te dejamos tres de ellas que han pasado a la historia:

  • Origen de los extintores:

¿Sabías que el extintor fue fabricado en 1813? ¡1813! William George Manby, inventor y publicista inglés, fue el creador del primer extintor de incendios de la historia. La idea surgió tras observar las dificultades por las que tenían que pasar los bomberos de Edimburgo para llegar a los pisos más altos de un edificio en llamas. George Manby ideó un extintor formado por cuatro cilindros, de los que tres llevaban agua hasta la mitad y en el cuarto se introducía aire a presión. En la parte superior del cilindro había una manguera y una válvula que, cuando ésta última se accionaba, salía con fuerza el aire a presión junto con el agua.

  • Extintores exclusivos para IBM:

IBM, la conocida empresa de productos y servicios relacionados con la informática creó un extintor exclusivo para servidores cuyo objetivo era apagar el fuego de los mismos desde el interior de su carcasa, evitando dañar cualquier otro equipo eléctrico.

  • Extintores que apagan fuego con sonido:

Sí, has leído bien, apagan utilizando el sonido como recurso. Los ingenieros de la Universidad de George Mason (GMU) consiguieron inventar un extintor portátil que extingue el fuego a través de ondas sonoras de baja frecuencia. Una de las grandes ventajas de este tipo de extintores es que no necesita de productos químicos tóxicos, lo que lo convierte en un producto que vela por la salud de las personas y del Medio Ambiente.

Deja un comentario